Pavimentación con piedras de río, cubos de pórfido, losas cuadradas o irregulares, piedras naturales en general, caracterizan las zonas de patio con la elegancia clásica y la sobriedad propia de estos materiales.
Un testimonio de las cualidades arquitectónicas, estético/funcionales de la piedra lo constituye el hecho de que haya sido utilizada desde la antigüedad para las más importantes construcciones y pavimentaciones. Hoy es más que nunca actual gracias a las nuevas técnicas de colocación y a los tratamientos para mejorar el producto.